Receta de Macarrones con tomate al horno

Sin dudarlo el plato preferido en mi familia.

Si mi madre pregunta, esto es lo que le pediremos para comer.

Gusta por igual a niños, jóvenes y no tan jóvenes.

Si sigues todos los pasos de esta receta y gratinas los macarrones con paciencia, será espectacular.

Receta Macarrones con tomate al horno Presentacion a

 

Ingredientes (4 pers.)

  • Macarrones 300 grs.
  • Tomate frito
  • Una cebolla grande
  • Chorizo o picadillo de chorizo soriano
  • Sobrasada
  • Queso en polvo especial pasta
  • Queso Mozzarella
  • Quesos rallados mezcla especial gratinar
  • Sal
  • Pimienta
  • Orégano

Consejos para llegar a  la excelencia

  1.  Hay quien piensa que con poner tomate a unos macarrones hervidos es suficiente. Pero créeme, no lo es. La combinación de  ingredientes que te propongo hará que se chupen los dedos.
  2. Esta receta requiere algo de paciencia para seguir todos los pasos. Verás que tras prepararla un par de veces se convierten en una rutina deliciosa.
  3. Además puedes preparar un aperitivo mientras se gratinan.

Preparación

(30 minutos – dificultad media)

Para hervir los macarrones, pon una olla a fuego alto con abundante agua, un puñado de sal y unas gotas de aceite. Si tapas la olla hervirá antes.

Enciende el horno en modo grill a 200 grados.

Trocea la cebolla muy menuda. Para hacer el sofrito, pon una sartén grande a fuego medio cubriéndola de aceite. Incorpora la cebolla y dale unas vueltas. Pon sal y pimienta. Baja el fuego para que se poche evitando que se queme. Añade el orégano seco al gusto y remueve.

Comprueba el agua hirviendo.

Cuando el agua rompa a hervir añade los macarrones con cuidado, que salpica!. Remueve con una cuchara de madera y cuando vuelva a hervir mira que hora es, para calcular que hiervan los minutos que marca el fabricante. De vez en cuando dale unas vueltas a los macarrones.

Trocea el chorizo y el bacon todo lo menudo que puedas. Incorpóralos al sofrito y dale unas vueltas. Añade también al sofrito un buen trozo de sobrasada. Intenta chafarla y extenderla por la sartén, como es grasa se disolverá facilmente.

Atento al tiempo que lleva hirviendo la pasta!

Cuando se haya ligado el sofrito con la sobrasada baja el fuego. Es el momento de añadir el tomate frito al gusto (mas vale pasarse).

En cuanto esté la pasta, escúrrela bien. En el mismo escurridor ponla un rato bajo el grifo de agua fría para detener la cocción. Dale unas vueltas a la pasta para que se vaya toda el agua.

En una fuente de horno, si es de cristal mejor, vierte aproximadamente la mitad de los macarrones y unas cucharadas del sofrito.


Añade un par de puñados de la mezcla de quesos rallados para gratinar y remuévelo bien. Incorpora el queso mozzarella a rodajas o troceado.

Añade un poco más de sal y orégano.

El resto de los macarrones del escurridor viértelos en la sartén con el resto del sofrito y mézclalo bien. Incorpora la mezcla a la fuente de horno.

Espolvorea abundante queso en polvo por toda la fuente.

Mételos al horno a gratinar. Lo normal es que tarde 15 minutos pero cada horno es una historia distinta. Tendrás que estar pendiente. No obstante cuando lleven unos 7 minutos saca la fuente y remueve bien los macarrones para que se distribuya el queso que se habrá empezado a fundir. Vuelve a cubrirlos con queso en polvo y devuélvelos al horno para terminar el gratinado.

Emplatar

La ventaja de este plato es que puedes prepararlo y gratinarlo cuando te venga bien y darle un calentón antes de tomarlos.

Lo ideal es calcular  cuando comeréis los macarrones para sacarlos nada mas terminar el gratinado. Sácalos en la misma fuente de horno para servir en la mes, eso sí, pon un salvamanteles.

Si sobran no te preocupes, guárdalos en la nevera cubiertos con plástico, porque al día siguiente aún saben mejor.

Si te ha gustado deja un comentario un poco mas abajo o compártelo.
Gracias.

5 comments on “Receta de Macarrones con tomate al hornoAdd yours →

  1. Mi madre es una excelente cocinera pero con los macarrones con tomate nunca se ha esmerado, en parte porque lo considera “comida de niños” y en una parte mayor porque a ella no le gustan.
    Creo que es la primera vez que la supero cocinando con algo, y ademas con creces. Solo por eso te tengo que dar las gracias.

    1. Corregido lo del Bacon.
      Me encanta tu comentario Luis. Que un hijo supere a una madre en la cocina os ha de llenar de orgullo a los dos.
      Gracias a tí.

Cuéntame qué te ha parecido